Updated : Feb 25, 2021 in 未分类

El Atlético ni manda ni tira

El Chelsea aprovechó las dudas del Atlético para dejarle un poco más tocado el ánimo. Los rojiblancos no tuvieron su mejor noche en el exilio de Bucarest y, tras apostar al 0-0, se volvió con un 0-1 a remontar. Y los números explican en gran parte lo ocurrido. Porque muchas veces los de Simeone han sido capaces de dominar sin tener más el balón e incluso tener más ocasiones cuando parecía estar sometido. Contra los británicos, el Atleti ni mandó, ni remató. En Londres tendrá que mejorar eso.

El Cholo regresó de Rumanía lamentando un dato muy negativo de los suyos: ni un tiro a portería. Hubo acercamientos peligrosos y disparos desviados, pero nada que exigiera a Mendy, cuyos mayores apuros los vivió con el balón en los pies. De Suárez, su goleador, destacaron dos llegadas, una a pase de Correa que no consiguió remachar tras lanzarse al suelo y otra, también asistido por el 10, que sí chutó pero contra un defensa. Ningún rojiblanco realizó más de un remate, para un total de tres fuera y tres bloqueados. Escaso.

Tampoco el Atlético ha tratado de pelearle la pelota al Chelsea. Más allá de algunos momentos de presión alta, especialmente en el primer tiempo, los rojiblancos optaron por un bloque bajo para cerrarle las vías a los de Tuchel. Así, hasta el descanso, el equipo blue manejó el 71,3% de la posesión. En la segunda mitad, la cosa se igualó y el Atleti tuvo la pelota el 46% del tiempo. Y el Chelsea, controlando el balón, tampoco tuvo apuros en hacer falta cuando se lo quitaban: cometió 21 por las 9 de los rojiblancos.

Jorginho y Kovacic, reyes del pase

Los números explican también que el Chelsea estuvo más atinado para mover la pelota. De los titulares, todos superaron el 80% de acierto en el pase salvo Mount (78,8%), que fue el que más arriesgó. En el Atlético, sólo Saúl (93,3%), Koke (84%) y Savic (80,8%) pueden presumir de ese nivel de precisión. En los totales, claro, ganó el Chelsea en número de pases buenos: 398 a 680. En campo contrario, Koke y Correa dieron 18 pases buenos, los rojiblancos que más. En el Chelsea, sólo Giroud (12) y Werner (16) entregaron menos. Jorginho se fue hasta los 68 y Kovacic, a los 64.

No obstante, los de la posesión y los pases son números que preocupan en menor medida a los rojiblancos, pues otras vez ha entregado el balón y la sensación de falso dominio, cuando en realidad el partido lo controlaba el Atleti. Sí es más grave salir del encuentro sin probar al portero. La cita de Londres será muy diferente y, al final será el resultado quien oriente los análisis. Pero Simeone sabe por dónde tiene margen de mejora para darle la vuelta al traspié de Bucarest.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *