Updated : Oct 21, 2020 in 未分类

El despechado Espanyol recibe al Mirandés, un impecable forastero

Un golpe puede dejarte en la lona, como en el boxeo. O puede instigar una reacción inmediata, como el acto reflejo del martillo sobre la rodilla en una revisión médica. A prueba se pone hoy la resiliencia de un Espanyol que muy rápidamente se había acostumbrado al caviar, a sumar 13 puntos en sus cinco primeras jornadas pero que en Vallecas se topó con la realidad de Segunda. Partido denso y primera derrota.

A buen seguro que el 1-0 de Isi para el Rayo en el minuto 88 elimina las tentaciones de pensar en el Mirandés como un rival asequible (sigue el partido en directo en AS.com). Nada más lejos de la realidad. Los rojillos, que también suman una sola derrota en seis jornadas, vienen de hacerle la vida imposible al Mallorca, con el que empataron sin goles, y están basando su buena clasificación en su sobresaliente papel a domicilio. Lejos de Anduva, han ganado sus dos partidos.

No podrá José Alberto contar, eso sí, con dos de sus estandartes, Moha Ezzarfani y especialmente Víctor Gómez, cedidos por el Espanyol y víctimas por tanto de la mal llamada cláusula del miedo. El dominicano Carlos Julio regresará al lateral diestro. Asimismo, jugadores con menor participación en el arranque liguero como Trigueros, Letic o Moreno podrían ser de la partida, en una expedición no de 23 sino de 18 jugadores entre lesionados y que no pueden viajar canteranos, puesto que hubo un positivo en el filial.

En definitiva, el Mirandés tratará de dar la sorpresa en su primera visita liguera al RCDE Stadium, donde estuvo a punto de ganar hace ocho años en los cuartos de final de la Copa del Rey. Sin embargo, el cuadro blanquiazul remontó un 0-2 en contra en los últimos cinco minutos. Después en la vuelta los rojillos obraron el milagro, pero aquello ya es pasado.

El físico y juventud de los jabatos, haciendo honor a su apodo, es lo que más inquieta a un Vicente Moreno que retocará su equipo, seguramente con Pedrosa, Keidi Bare y con Embarba, y que hasta hoy cuenta con la seria duda de Wu Lei, quien ya se perdió la visita a Vallecas. Que podría cambiar de sistema, entre el 4-1-4-1 o el 4-4-2, para generar más peligro que hace tres días, cuando no tiró ni una sola vez a puerta. Y para afianzarse en el liderato.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *